lunes, 1 de febrero de 2016

PRIMER VISTAZO: "Un camino hacia el destino" (Televisa, 2016)

El pasado lunes 25 de enero Televisa estrenaba su primera apuesta de este recién comenzado 2016: “Un camino hacia el destino”. Producida por Nathalie Lartilleux y protagonizada por Paulina Goto y Horacio Pancheri, la telenovela es un ‘remake’ de “La hija del jardinero” (Azteca 13, 2003).
Dejo un pequeño tráiler antes de comentaros qué me ha parecido el primer capítulo:

A FAVOR:
El primer capítulo es casi en su totalidad un ‘flasback’ que nos traslada dieciocho años atrás en el tiempo, con el fin de presentarnos a los personajes y de explicarnos de dónde vienen y hacia dónde van. El ritmo del capítulo es bueno, sin más. Los guionistas caen en el error de que los personajes repitan varias veces algunas cosas, pero, lo dicho, no lleva mal ritmo.
Yendo a la historia en sí, a mí no me llamaba la atención antes de conocerla y tampoco me la llama ahora que he visto el primer capítulo. Es una historia muy del estilo Lartilleux, aunque sin selvas, basureros, orfanatos… Y esas cosas que suelen estar presentes en sus telenovelas. El punto de partida es muy sencillo: un vividor embaraza a una joven rica, cuyo padre se enfada muchísimo al saberlo y la echa de casa junto al jardinero, a quien cree responsable de la hazaña. Mientras tanto, el vividor se casa con una mujer mayor, más rica todavía, pero estéril. La muchacha y el jardinero inician una nueva vida en un colegio al que él entra a trabajar, y ella, rota de dolor, da a luz a una niña a la que desprecia.
De los actores que salen en este primer capítulo, destaco a Lisette Morelos y a Jorge Aravena. También anda por ahí Ana Patricia Rojo, de villana. Del resto, es extraño, porque soy fan de Strickler, pero no me ha convencido como Luis. Me hubiera gustado ver algo más a Paulina Goto, que sale dos minutos al final del capítulo. Es una actriz joven con mucho talento y si la telenovela funciona estoy seguro de que la veremos como una de las nuevas protagonistas de la casa, y a ver si así se olvida el fracaso de su primer protagónico en “Niña de mi corazón” (2010). A ver también qué tal le va  a Pancheri en su primer protagónico.
Me han gustado los exteriores y los decorados que se ven en este primer capítulo tienen buen aspecto. Me encantó el Escarabajo en el que se mueve el personaje de Aravena.

EN CONTRA:
Si yo fuese productor y mi telenovela comenzara con un ‘flashback’ de un capítulo entero al año 1998 (hace dieciocho años), jamás haría lo que hizo Nathalie Lartilleux en este primer capítulo: hacer pasar a René Strickler y a Harry Geithner por jóvenes universitarios. De hecho a Strickler el personaje de Agustín Arana lo llama “joven Montero” y por lo que de él dice el personaje de Eugenia Cauduro en una escena, estudia Derecho. Y aunque nos insistan en que Eugenia es mayor que René, en la vida real ocurre lo contrario: René es cinco años mayor que Eugenia.
Yo hubiera contratado a un par de actores más jóvenes, para luego meter ya a los definitivos. Lo mismo digo de Jorge Aravena o de la propia Eugenia Cauduro. A la única que yo hubiera dejado ser dieciocho años más joven es a Lisette Morelos.
No me ha gustado tampoco que el ‘flashback’ se editase añadiéndole un tono sepia un tanto raro. Vale más dejar los colores como están.
Por último, una cosa así, de lógica… Si yo criara a la hija de alguien que se ha burlado de la mujer a la que amo, y a la que su abuelo ha repudiado, no se me ocurriría ponerle un nombre compuesto formado por los nombres, en femenino, de su padre y su abuelo biológicos. Llamadme raro.

CONCLUSIÓN:
No es por perjuicios ni por nada raro. Simplemente, no puedo con las telenovelas de Nathalie Lartilleux. Y eso que vi “Cuidado con el ángel” y comencé a ver en su día “Mar de amor”.
Ánimo a los que la vayáis a ver…  

No hay comentarios: