miércoles, 5 de agosto de 2015

PRIMER VISTAZO: "Tanto amor" (El Trece, 2015)

Anteayer, lunes 03 de agosto, El Trece estrenaba la que es la última telenovela de producción propia del 2015: “Tanto amor”.
La historia, protagonizada por Melissa Barrera y Leonardo García, lleva rodándose desde mediados de mayo y se espera que las grabaciones lleguen a su fin antes de que acabe septiembre, lo cual hace ver que no será una telenovela larga. Produce Rita Fusaro.
Se trata de una adaptación de la telenovela argentina “Pasiones” (1988) que México ya vio, precisamente por Azteca 13 o El Trece, a través de dos versiones posteriores: “Con toda el alma” (de 1995, con Andrés García y Gabriela Roel) y “Por ti” (de 2001, con Ana de la Reguera y el mismo Leonardo García).
Dejo un pequeño tráiler antes de comentar más cosas…

PROS:
Del elenco, destacar varias cosas… En primer lugar, a Leonardo García, como Alberto, un personaje que es un crack. Hacía mucho que no veía a un galán con tanta adrenalina y testosterona a partes iguales. Tan pronto pilota un avión desde España a México como, nada más llegar a México, se sube a una moto y recorre una escarpada montaña buscando unos exploradores que se han perdido. Esto último adornado, además, con una fortísima tormenta. Sin embargo, a Leonardo, fuera de esas escenas de acción, lo he visto muy soso.  
*Melissa, Leonardo y Rossana en una imagen promocional.
No conocía a Melissa Barrera (Mía, en la historia) y me ha gustado cómo lleva su personaje en este primer capítulo, pese a la vida tan penosa que tiene.
Los malos están de lujo y comienzan a hacer trastadas desde casi el minuto uno. Os hablo de Arap Bethke, que interpreta a Bruno, y Ofelia Medina, como Silvia.
El primero se apellida Lombardo, con lo que estaríamos ante un nuevo Bruno Lombardo, después del interpretado por David Zepeda en “Sortilegio” y que promete cometer tantas o más barbaridades que aquel.
Bien también en su papel de ciega para Miri Higareda, aunque, no sé qué tiene, que la veo físicamente muy distinta a como la vi hace dos años en “Vivir a destiempo”.
Me quedé con ganas de ver a Aura Cristina Geithner y Andrea Noli, que también están en el elenco pero no salen en este primer episodio.
El primer capítulo es, narrativamente hablando, muy ágil y viene con todo. Mueren unos cuantos personajes y hay tiros, accidentes, apuñalamientos, incendios, tormentas… Muchas de las escenas están rodadas en exteriores, lo cual se agradece. La historia comienza a narrarse desde el momento actual, sin ‘flashback’ alguno y tiene toda la pinta de ser una telenovela clásica sin más pretensión que entretener.

CONTRAS:
Rossana Nájera y su personaje. No me ha gustado nada de nada Oriana. ¿A quién se le ocurre meter a una torera en una telenovela en pleno 2015? Sí. Oriana es torera y parece que le van bien las cosas, porque está de gira por España en este primer capítulo.
*Oriana toreando en la plaza de toros.
Se nos muestra el ruedo, el toro, el caballo… Y se nos muestra cómo Oriana torea, aunque, para rebajar un poco la polémica, hacen creer al espectador que el toreo es solo hacer pasar al toro bajo un capote.
Me parece horrible y anticuado que una telenovela dedique en 2015 unos cuantos minutos a esta cosa tan horrorosa que es el toreo, aún cuando traten de suavizarlo y no muestren cómo se asesina al toro. Claro, esto lo digo yo, que soy totalmente antitaurino. Habrá gente a la que le agrade.
Argumentalmente hubiera valido lo mismo hacer que Oriana fuera una actriz que se encuentra en España en este primer capítulo buscando castings.

MÁS COSAS:
Me ha gustado la entrada. Han hecho algo distinto, centrándose en objetos que tendrán relevancia a lo largo de la trama (como el testamento de Don Óscar o el cuadro de la Virgen en el que Francisca lo escondió) y con objetos de los personajes, combinados  con primerísimos planos de los actores.
*El elenco, en la presentación de la historia.
Los efectos especiales también están bastante bien. La cara de quemada de Francisca da auténtica grima y cuando Leonardo pilota el avión realmente parece que estuviera en el cielo.
Hay dos cosas un poco criticables… Una de ellas es la bicicleta de la primera escena. A ver, Mía tiene en la historia como veinticinco o veintiséis años… ¿Qué demonios hace paseando en una bicicleta de niña en un bosque tan escarpado como ese? ¿No tendrá una bicicleta algo más decente o al menos acorde con su edad?
La segunda es algo que si escuchan los de Toledo igual no les parece bien… Oriana dice textualmente a su apoderado: “Yo quería ir a torear a Madrid, o a Barcelona, ¿por qué me trajiste a este maldito pueblo?”. Pueblo, pueblo, tampoco. Toledo es una ciudad de unos 85.000 habitantes. Una ciudad preciosa, por cierto.

VEREDICTO FINAL:
No está mal. Tras haber visto el primer capítulo, me reafirmo en lo de que es una telenovela muy ágil y con un par de malos malísimos que darán mucho de qué hablar que busca recuperar esa audiencia perdida por el canal en el último año.
Pero a mí, personalmente, no me llama la atención. 

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Wonderful, what a website it is! This webpage
provides useful information to us, keep it up.

Here is my site; Hair Salon in Tampa Florida

Anónimo dijo...

Hola, pues déjame decirte que como yo no vi ninguna de sus versiones anteriores estoy pegado a esta, la verdad la historia ha logrado atraparme ya que tiene todos los ingredientes para un buen melodrama pero sin llevarlo a la exageración, otra cosa que me gusta mucho es la musicalización o los soundtrack. La verdad no parece que fuera un producto de una televisora en crisis ya que para mi es la tlnovela mexicana más decente del momento.
¡Saludos! Att Uriel

Gafemo (Hablemos de telenovelas) dijo...

Hola, Uriel.

Yo tampoco vi ninguna de las versiones anteriores, pero esta no me llama nada de nada. La historia tiene todo para ser una telenovela de las de toda la vida, con una prota humilde que se enamora de un prota rico y unos cuantos malos muy malos por el medio, cometiendo fechorías.
Coincido totalmente contigo en que tiene una realización y una dirección de escena IMPECABLES. Las cosas como son. Y no, no parece que sea un producto de una empresa en crisis que ha llevado a cabo no sé cuántos recortes en los últimos meses.

Un saludo